Consejos para el buen uso de tu depiladora

Rate this post

Es cierto que el dejar o no dejar crecer el vello en nuestros cuerpos es una opción personal, pero hay que repetirlo, una opción de nosotras y se trata de vernos bien y sentirnos mejor con nosotras mismas. En esta ocasión nos dirigiremos a las mujeres que opten por la decisión de utilizar la depiladora eléctrica, ya que unos datos para el cuidado de la piel nunca están de sobra.

Ocupar una depiladora eléctrica no debería traerte demasiados inconvenientes, pero si eres nueva en este ritual de belleza femenina, pero ojo que cada día se suman más hombres, estos consejos te serán de mucha ayuda.

Es recomendable que antes de depilar las distintas zonas de tu cuerpo, realices una exfoliación en esas partes, ya que esto ayuda a eliminar las células muertas para que la depilación se realice de una mejor manera.

Un poco de anestesia casera no viene mal, y para esto sólo necesitas un poco de hielo. Esta técnica va dirigida a las personas que sufren de hipersensibilidad en la epidermis, pero aún así va dirigida para todas, ya que hay veces en que dolor se vuelve un poco molesto.

Recuerda que siempre tienes que pasar la depiladora en el sentido contrario al que crecen los vellos, y que la mejor forma de hacerlo es estirando la piel con una mano y aplicar el depilado con la otra.

Luego de realizar la depilación recuerda aplicar cremas hidratantes en abundancia, para que así tu piel se recupere rápidamente. Evita el sol tras ocupar tu depiladora, ya que los cuidados de la piel no sobran en esta práctica.

No abuses el uso de la depiladora eléctrica, deja que los pelos crezcas hasta tres milímetros de longitud, pues de esta manera la máquina hará un trabajo efectivo.

 

Comments are closed.