Rutina de belleza nocturna

Rate this post

La limpieza, la exfoliación y la hidratación son la base de una buena rutina de belleza nocturna. Este cuidado personal nos ayuda a mantener una piel con aspecto más lozano, joven y radiante.

A continuación, los cuatro pasos esenciales de un buen tratamiento diario de belleza:

Remoción de maquillaje e impurezas

No importa si realmente nos echamos maquillaje todos los días o no. La limpieza del rostro sirve tanto para remover el maquillaje, la sombra de los ojos, el delineador, el rubor; como las impurezas que se adhieren al rostro durante el día, debido a la contaminación ambiental. Los desmaquillante de textura cremosa o en gel arrastran la mayor cantidad de impurezas, para un mejor resultado se debe utilizar con algodón. Las toallitas desmaquillantes, solo se recomiendan cuando no hay tiempo de usar la crema, como para salir de viaje o en caso de alguna emergencia, pues ayudan a limpiar el rostro, pero no a un nivel tal profundo como las cremas.

Tónico

El uso del desmaquillante nos puede dejar la piel con una sensación de extrema sequedad, esto ocurre porque altera el pH ácido de la dermis. Para volver al equilibrio normal de la piel es necesario aplicar un tónico que ayudará a dejar la piel con una sensación más fresca y agradable. Debes tener cuidado en elegir el óptimo para tu tipo de piel y aplicarlo con un algodón para conseguir mejores resultados.

Exfoliante

Para una limpieza profunda la mejor opción es la exfoliación, como es un método un poco más agresivo con la piel no es necesario realizarlo todos los días, con aplicar un producto para este fin una vez al mes será suficiente.

Hidratación

Para obtener mejores resultados, la recomendación es aplicar una crema humectante por la mañana, y una con componentes nutritivos por la noche.

Tagged: ,

Comments are closed.