Cambios en el cuerpo después del embarazo

Rate this post

¿Hay cambios inherentes al embarazo que desaparecen después de que el bebé nazca? Sí, muchos cambios son normales y vuelven a normalizar después del parto, sin la necesidad de intervenciones como la liposuccion y otros procesos quirúrgicos.

Algunos cambios también pueden ser atenuadas o incluso evitadas con los cuidados adecuados durante el embarazo: control del peso, alimentación adecuada, buena hidratación de la piel y un plan de ejercicio físico adecuado a la mujer pueden ser decisivos en las formas corporales del pos-parto.

También es importante decir que cada mujer reacciona de forma diferente a los cambios provocados por la gestación. Recuerde que su cuerpo también necesita tiempo para normalizar. Por eso, es necesario actuar preventivamente durante el embarazo, evitar estereotipos y comparaciones, tener paciencia en los primeros meses y, sobre todo, desfrutas su bebé.

Dos cambios estéticos que preocupan:

gra

Aumento de peso

Muchas mujeres ganan más peso de lo recomendado durante la gestación. Este peso extra puede tardar mucho tiempo y trabajo para ser perdido.

La recomendación sobre la ganancia de peso adecuada en el embarazo varía según el Índice de Masa Corporal evaluado en la primera consulta de vigilancia del embarazo y el número de bebés.

El embarazo no es sinónimo de comer por dos, o tres. En una mujer con peso normal antes de quedar embarazada, se recomienda una ganancia de 11,5 kg a 16 kg en total.

Las necesidades energéticas en el primer trimestre se reducen (muchas mujeres que sufren de mareos y vómitos excesivos pueden incluso perder peso) y, por lo tanto, la mujer debe ganar entre 0,5 y 2 kg en los 3 meses.

Es importante cuidar de la flacidez después del parto con cremas indicadas y ejercicios cuando sean liberados por su medico. Algunas mujeres optan por realizar una liposuccion u otras intervenciones, sin embargo, todo debe tener acompañamiento médico especializado.

Cambios en los senos

Cuando deje de amamantar, el seno va a retomar el tamaño y el formato anteriores al embarazo. Puede, sin embargo, quedar más flácido. Actividades como la natación pueden fortalecer los músculos de la zona del seno para una mejor apariencia.

Como en muchos otros aspectos, la prevención es el mejor remedio. A pesar de que la gestación dura, en promedio, 40 semanas, su pecho empieza a prepararse muy temprano para la lactancia. Por eso, los senos crecerán gradualmente a lo largo del embarazo. Invierte en buenos sujetadores que proporcionen soporte adecuado y confort.

Tagged: , , , , , ,

Comments are closed.