La Disfunción Sexual Femenina existe y necesita ser tratada

Rate this post

La disfunción sexual, muy conocida por afectar a los hombres, también afecta a muchas mujeres por todo el mundo. Este trastorno está directamente relacionado con la falta de deseo sexual de la mujer, dolor durante la relación sexual, dificultad para excitarse, incapacidad para alcanzar el orgasmo o la lubricación insuficiente. 

Muchas mujeres se culpan por no alcanzar la satisfacción sexual e ya no desearen pasar tanto tiempo con sus parejas en su cama Box Spring King. Lo que ellas por veces no saben, es que el motivo puede residir en un problema de salud físico o psicológico y acaban sufriendo aún más por tener vergüenza de buscar ayuda médica.

Los factores que desencadenan la disfunción sexual femenina pueden tener causas diversas, como depresión, estrés, enfermedades crónicas, infecciones vaginales, inflamaciones en el cuello del útero, uso de drogas o alcohol, historial de abuso sexual, insatisfacción con el compañero causada por eyaculación precoz, disfunción eréctil masculina o incluso falta de diálogo entre la pareja sobre lo que cada uno le gusta más a la hora del sexo.

Factores sociales

Además de factores como ansiedad, inseguridad y conflictos con la pareja, otras causas también pueden interferir en el desempeño en su cama Box Spring King:  factores sociales. La educación rígida genera creencias falsas en relación al sexo opuesto, sexualidad, masturbación y orgasmo. Muchas mujeres que creen en ello se sienten culpables, se preocupan demasiado y no logran llegar al orgasmo.

Buscar ayuda médica

Es importante buscar ayuda de un ginecólogo si la disfunción sexual femenina está obstaculizando su vida sexual. El especialista evaluará si su caso tiene alguna relación física o si es puramente psicológico y le indicará el tratamiento más adecuado para el problema.

La cura de la disfunción sexual existe, pero para ser alcanzada es necesario que se realizan consultas multidisciplinares, posibilitando el tratamiento de posibles causas orgánicas o psíquicas. Por supuesto, el apoyo del compañero o compañera, es indispensable en ese momento, después de todo la salud sexual es esencial para vivir bien a dos.

Tagged: , , , , , ,

Comments are closed.